martes, 15 de enero de 2013

¡Al fin!

Siiiiii, ¡al fin, me he decidido! Después de mucho pensarlo, que si, que no, que qué hago yo escribiendo un blog, me atreveré, lo haré bien, será un desastre... pues me he liado la manta a la cabeza y, si, he abierto mi propio blog. Y lo he hecho por que tengo mucho que contar.
En primer lugar, soy madre, tengo mi sol rubio y mi pequeña aurora boreal que llegaron a mi vida para darle la vuelta del revés y dejarla irreconocible. Pero me encanta. Cada día doy gracias por tenerlos y por todo lo que aprendo de ellos.
Por otro lado, soy mujer trabajadora a media jornada y ama de casa a jornada completa, con lo que conlleva que, desde que me levanto, hasta que me acuesto, levanto peques, doy desayunos, voy y vengo del cole ochocientas veces, voy a la compra, a la farmacia, a la tienda de nosequé, vuelvo, recojo, ordeno, pongo lavadoras , vuelvo a ordenar, doy comidas, vuelvo a recoger, me arreglo, voy a trabajar y vuelvo y cuando llego besitos a montones para mis peques, doy teta, ceno y... ¡caigo muerta en el sofá! Y así de lunes a viernes, luego llega el fin de semana y no se que pasa pero es un no parar también...
De lo que me libro es de cocinar, y es que tengo un amorzote que es todo un cocinillas, pero de lo que si que me encargo es de los postres, me gusta, me relaja y últimamente he descubierto el mundo "cupcakero" y  ando haciendo mis pinitos en ello.
Y por último, pero no menos importante, soy fan de las manualidades, cuando no estoy haciendo algo con fimo (broches, figuras, imanes...), ando medio liada con el punto de cruz y ahora quiero aprender con el patchwork . Pero lo que más, más, más me gusta son las fofuchas y los castillos y tartas de pañales. Las primeras, son tan dulces y bonitas... Y los segundos, ¿hay un regalo mejor?
Así que, resumiendo, comienzo mi andadura como bloggera para ir contando lo que se me pase por la cabeza y las cositas que voy haciendo, y si a alguien de vosotros le gustan, solo tiene que enviarme un mail ;)

No hay comentarios:

Publicar un comentario